Ventiladores


Ventiladores de techo silenciosos y decorativos

¿Qué es lo primero que tienes que tener en cuenta a la hora de elegir ventiladores de techo? Pues en primero lugar su tamaño, mejor dicho, la longitud que deben tener sus aspas. ¿Es mejor un ventilador pequeño con aspas cortas o un ventilador grande con aspas largas?

Nuestro consejo es que lo elijas grande porque de esta manera podrás tener más fresca una habitación sin que las aspas tengan que girar a la máxima velocidad. Así los ventiladores de techo serán mucho más silenciosos y, en caso de que hayas elegido ventiladores de techo con luz consumirás menos energía.

De todas formas es obvio que el tamaño del ventilador vendrá determinado por el espacio de tu habitación. Es mucho mejor que consultes con la tienda para que te aconsejen qué ventilador de techo es el más adecuado. Para ponerte un ejemplo, si tienes una habitación de más de 17 metros cuadrados lo que más te interesará será tener uno de 140 centímetros.

Otros consejos que debes tener en cuenta a la hora de elegir tu ventilador es fijarte si el techo es inclinado. Ponlo en la parte más elevada de la habitación. Lo más aconsejable es que tu ventilador ya sea un ventilador con luz o un ventilador sin luz es que esté a una altura de unos 2,30 metros.

De esta manera te asegurarás que una persona de pie y con los brazos levantados no pueda tocar las aspas. También debes prever que exista entre las aspas y el techo una distancia de alrededor de 25 centímetros. De esta manera la circulación del aire será mucho mejor.

Los ventiladores de techo con luz son ideales para sustituir por lámparas en nuestras estancias y lo hay con bombillas o con led integrado. A mayor potencia mayor capacidad de ventilación y si vas a poner uno en un salón comedor de grandes dimensiones te interesará el más potente. La potencia del motor de los ventiladores de techo con luz también ha de ir en consonancia con los metros cuadrados para que no consumas más energía de la necesaria.

Los ventiladores sin luz ofrecen una adecuada renovación de aire y son idelaes cuando ya tenemos fuentes de iluminación en otros puntos de la estancia, lo que supone también una gran opción que no debes desdeñar.

Además de conseguir el ambiente que te deseas para tu habitación, un ventilador también puede ser un elemento decorativo. Puedes escoger una lámpara ventilador que vaya acorde con el mobiliario de tu estancia y de esta forma matarás dos pájaros de un tiro. También son muy adecuadas los llamados ventiladores faro. En Ibilamp te ofrecemos ventiladores de techo baratos con todas estas características, es decir, la de refrescar tu habitación y decorarla.

Y ahora quizá te estés preguntando: ¿qué es mejor? ¿Un ventilador o un aparato de aire acondicionado? Lo que está claro es que los ventiladores consumen mucha menos energía que los aparatos de aire acondicionado y mueven el aire durante todo el día.

No es aconsejable dejar un aparato de aire acondicionado por la noche, mientras que un ventilador sí lo puedes dejar en marcha refrescando, sin que tu salud se resienta al día siguiente.

Los ventiladores de techo son una gran opción para combatir el calor porque refrescan continuamente el ambiente. Son además muy silenciosos, y no perturbarán jamás la tranquilidad de tu hogar. Son más adecuados que los aparatos de aire acondicionado con la ventaja de que los puedes dejar funcionando por la noche en los días de mucho calor. Y una última ventaja que queremos destacar es que los ventiladores de techo también son idóneos para decorar tu casa. 

Opiniones
Producto agregado a la lista de deseos

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros, para analizar la navegación de los usuarios. Consulte la Política de Cookies.